Logotipo Caldaloba
Historia
San Martiño de Pino
Cultura
Galería
Licencia Creative Commons
Fontes de Vilaxoán por Jesús Pena se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.
Basada en una obra en http://www.caldaloba.es.
Información mantida e publicada en internet por www.caldaloba.es O contido deste sitio está baixo a licenza Creative Commons Attribution 4.0 International

Pódeche interesar:

HEMEROTECA
“[…] La torre   de   Villajuán se alza medio derruída sobre una pequeña loma de la parroquia de Pino -Cospeito- dominando el paso natural entre la zona de Villalba y los ríos Támoga y Miño, a poca distancia y margen izquierda de la carretera de Villalba a Lugo desde la cual puede verse mostrando, solitaria y triste, su versión de melancolía. Tiene este castillo una trágica historia, íntimamente ligada a la de Galicia, que merece recordarse. Perteneció al secretario y contador del Rey, don Juan II de Castilla, llamado don Alonso Pérez de Vivero, quien, por infidelidades cometidas con su protector el condestable don Álvaro de Luna, fue defenestrado de orden de éste en abril de 1453 y dos meses después degollado don Álvaro en Valladolid. Sucedió a don Alonso en el señorío   de   Villajuán su hijo don Juan de Vivero, quien tomó parte activa de la conjura de los Nobles contra el nuevo Rey de Castilla, Enrique IV, el que, por tal motivo, le destituyó del señorío de Vivero que también ostentaba e invistió con la tenencia del Señorío de Vivero, por el Rey, de tal villa de Vivero a su “guarda y fiel vasallo”, el célebre Mariscal Pedro Pardo de Cela. Don Juan de Vivero, como irreconciliable enemigo de don Enrique IV, mantuvo íntima amistad y defendió la causa de los Reyes Católicos, quienes se casaron en su palacio de Valladolid habiendo sido la madrina su esposa, doña María de Acuña. Al ser degollado en Mondoñedo el Mariscal Pedro Pardo de Cela junto con su hijo de 22 años, por orden de don Fernando de Acuña, primer gobernador que vino a Galicia por los Reyes Católicos, y que era cuñado de don Juan de Vivero, la hija del Mariscal llamada doña Constanza, junto con su marido Fernán Ares de Saavedra, eligieron precisamente este castillo que asaltaran para sublevarse contra los Reyes en venganza de la oprobiosa muerte dada a sus deudos, sin formación de causa ni figura de proceso, venganza que tanto parece tomada contra los Reyes coma contra don Juan de Vivero. Doña Constanza y su marido resistieron cerca de un año la embestida de las tropas reales, hasta que la señora falleció dentro y no quedaron más de dos o tres hombres sanos. Tal fue el arrojo y valor de doña Constanza que desde entonces la voz popular bautizó el castillo con el nombre que hoy se le conoce de “Cal   da   Loba” expresiva denominación que perdura proclamando que aquel lugar fue el parapeto, la “cal” o zanja donde aquella dama se sublevó, justamente indignada, con fiereza de Loba. […]” Alejo Barja Prieto

El Progreso, 1966

A pasaxe do Vizonde de Altamira no castelo de Vilaxoán (Caldaloba)
Maio 2021, Suso Pena
TRANSCRICIÓNS  LER MÁIS Transcricións de textos antigos do castelo e da parroquia de Pino. A HISTORIA EN DIAPOSITIVAS LER MÁIS Historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán) en diapositivas. LIÑA HISTÓRICA DO CASTELO LER MÁIS Liña interactiva da historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán) HEMEROTECA
Logotipo de Caldaloba
San Martiño de Pino
Galería
Licencia Creative Commons
Fontes de Vilaxoán por Jesús Pena se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.
Basada en una obra en http://www.caldaloba.es.
Información mantida e publicada en internet por www.caldaloba.es O contido deste sitio está baixo a licenza Creative Commons Attribution 4.0 International
xullo 2024
HEMEROTECA
“[…] La torre   de   Villajuán se alza medio derruída sobre una pequeña loma de la parroquia de Pino -Cospeito- dominando el paso natural entre la zona de Villalba y los ríos Támoga y Miño, a poca distancia y margen izquierda de la carretera de Villalba a Lugo desde la cual puede verse mostrando, solitaria y triste, su versión de melancolía. Tiene este castillo una trágica historia, íntimamente ligada a la de Galicia, que merece recordarse. Perteneció al secretario y contador del Rey, don Juan II de Castilla, llamado don Alonso Pérez de Vivero, quien, por infidelidades cometidas con su protector el condestable don Álvaro de Luna, fue defenestrado de orden de éste en abril de 1453 y dos meses después degollado don Álvaro en Valladolid. Sucedió a don Alonso en el señorío   de   Villajuán su hijo don Juan de Vivero, quien tomó parte activa de la conjura de los Nobles contra el nuevo Rey de Castilla, Enrique IV, el que, por tal motivo, le destituyó del señorío de Vivero que también ostentaba e invistió con la tenencia del Señorío de Vivero, por el Rey, de tal villa de Vivero a su “guarda y fiel vasallo”, el célebre Mariscal Pedro Pardo de Cela. Don Juan de Vivero, como irreconciliable enemigo de don Enrique IV, mantuvo íntima amistad y defendió la causa de los Reyes Católicos, quienes se casaron en su palacio de Valladolid habiendo sido la madrina su esposa, doña María de Acuña. Al ser degollado en Mondoñedo el Mariscal Pedro Pardo de Cela junto con su hijo de 22 años, por orden de don Fernando de Acuña, primer gobernador que vino a Galicia por los Reyes Católicos, y que era cuñado de don Juan de Vivero, la hija del Mariscal llamada doña Constanza, junto con su marido Fernán Ares de Saavedra, eligieron precisamente este castillo que asaltaran para sublevarse contra los Reyes en venganza de la oprobiosa muerte dada a sus deudos, sin formación de causa ni figura de proceso, venganza que tanto parece tomada contra los Reyes coma contra don Juan de Vivero. Doña Constanza y su marido resistieron cerca de un año la embestida de las tropas reales, hasta que la señora falleció dentro y no quedaron más de dos o tres hombres sanos. Tal fue el arrojo y valor de doña Constanza que desde entonces la voz popular bautizó el castillo con el nombre que hoy se le conoce de “Cal da      Loba” expresiva denominación que perdura proclamando que aquel lugar fue el parapeto, la “cal” o zanja donde aquella dama se sublevó, justamente indignada, con fiereza de Loba. […]” Alejo Barja Prieto

El Progreso, 1966

A pasaxe do Vizonde de Altamira no castelo de Vilaxoán (Caldaloba)
Maio 2021, Suso Pena
TRANSCRICIÓNS  LER MÁIS Transcricións de textos antigos do castelo e da parroquia de Pino. A HISTORIA EN DIAPOSITIVAS LER MÁIS Historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán) en diapositivas. LIÑA HISTÓRICA DO CASTELO LER MÁIS Liña interactiva da historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán)
Historia
Cultura

Pódeche interesar:

HEMEROTECA