Logotipo Caldaloba
Historia
San Martiño de Pino
Cultura
Galería
Licencia Creative Commons
Fontes de Vilaxoán por Jesús Pena se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.
Basada en una obra en http://www.caldaloba.es.
Información mantida e publicada en internet por www.caldaloba.es O contido deste sitio está baixo a licenza Creative Commons Attribution 4.0 International

Pódeche interesar:

HEMEROTECA
A revista Suevia alcumada “Revista Gallega Regionalista” foi unha revista de periocidade quincenal publicada en Bos Aires, dirixida polo pontevedrés Joaquín Pesqueira (Conde de Cela). Entre os colaboradores cabe destacar a Castelao, Valle Inclán, Murguía, Pondal, Brañas, Labarta Pose e o propio Conde de Cela. Na edición do 19 de febreiro do ano 1916 publicouse un artigo co nome “El Castillo de Villajuán” por Edo. de Soto- Quiroga, cunha fotografía do castelo feita por Pacheco. O artigo resalta o asedio que tivo lugar no castelo, referíndose ós sublevados como os últimos “Hermandinos” ante as tropas dos Reis Católicos. ARTIGO COMPLETO: “Ante esas ruínas serenas y nobles que muestra el grabado, tuvo lugar el epílogo más glorioso y turbulento de la historia de Galicia. Ante las murallas del castillo de Villajuán, en Villalba, provincia de Lugo, riñóse reciamente, heroicamente, el último combate que tuvieron los Hermandinos y las tropas de los Reyes Católicos. Ahí acabóse, pues, la independencia de Galicia. Y puede decirse, por consiguiente, que bajo estas ruinas del castillo de Villajuán están enterradas nuestras libertades políticas. Sacrificado en el cadalso el masriscal Pedro Pardo de Cela, su yerno y partidario Fernán Arias de Saavedra guareciose y fortificóse en este castillo. Durante todo un largo año resistión en sus dentros las formidables acometidas de los ejércitos unidos de Castilla,que mandaban el gobernador don Diego López de Haro, don Diego de Andrade y don Álvaro González. Durante tan largo sitio, los Hermandinos se defendieron con un heroismo tenaz y épico, pocas veces igualado en la historia. Los proyectiles de los sitiadores iban desmoronando las fortificaciones, y mientras caían poco a poco los lienzos de muralla, crecía también el arrojo espartano de sus hambientos y esforzados defensores. Decíamos antes que el heroísmo de los Hermandinos, en la defensa de este último baluarte suyo, fué pocas veces igualado en la historia, y eso se comprenderá si se piensa que tras de un año de horrenda lucha, cuando los sitiadores rindieron por fin el castillo, solo quedaban vivos tres hombres de los quinientos que con don Fernán Arias de Saavedra se fortificaran en su recinto, y aun el mismo caudillo herido gravemente por una piedra de trabuco. Si las gentes gallegas, demasiado indiferentes para nuestras cosas gloriosas, tuviésemos un concepto más alto y más noble de la grandeza de la historia de Galicia, haríamos de este castillo el símbolo capaz de sintetizar todas nuestras reinvidicaciones. Y eso se hará, sin duda alguna, el día en que la verdadera historia de Galicia se ponga al alcance de todas las inteligencias. El castillo de Villajuán está situado a ocho kilómetros al sur de Villalba, y solo se conservan los restos de la torre del homenaje, la cual presenta muchísimos vestigios del choque de los proyectiles contra los robustísimos muros. En la actualidad el castillo es conocido con el nombre de Caldaloba, que es el del pazo señorial situado en sus inmediaciones. Al final del siglo diez y siete pertenecía el castillo de Villajuán al conde de Fuensaldaña, señor que en 1679 -según reza una carta foral- ponía entre sus títulos el de Señor de la Merindad de Villajuán, uno de los cotos antiguos que forman parte del partido de Villalba. El cronista, allá en su juventud, dado a los estiudios históricos, visitó estas ruínas poseído de una honda emoción, y sentado en lo más alto de los muros ruinosos, pensó que Galicia no hiciera todavía justicia al mariscal Pardo de Cela y a sus heroicos Hermandinos. Han pasado desde entonces muchos años y aun hoy, rectificada nuestra historia, sigue en pié tal injusticia. ¿Es que también finó en Villajuán la dignidad de la raza?”. Edo. de Soto Quiroga
El castillo de Villajuán, según la revista Suevia
Outubro de 2021, por Suso Pena.
TRANSCRICIÓNS  LER MÁIS Transcricións de textos antigos do castelo e da parroquia de Pino. A HISTORIA EN DIAPOSITIVAS LER MÁIS Historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán) en diapositivas. LIÑA HISTÓRICA DO CASTELO LER MÁIS Liña interactiva da historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán) HEMEROTECA
Logotipo de Caldaloba
San Martiño de Pino
Galería
Licencia Creative Commons
Fontes de Vilaxoán por Jesús Pena se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.
Basada en una obra en http://www.caldaloba.es.
Información mantida e publicada en internet por www.caldaloba.es O contido deste sitio está baixo a licenza Creative Commons Attribution 4.0 International
xullo 2024
HEMEROTECA
A revista Suevia alcumada “Revista Gallega Regionalista” foi unha revista de periocidade quincenal publicada en Bos Aires, dirixida polo pontevedrés Joaquín Pesqueira (Conde de Cela). Entre os colaboradores cabe destacar a Castelao, Valle Inclán, Murguía, Pondal, Brañas, Labarta Pose e o propio Conde de Cela. Na edición do 19 de febreiro do ano 1916 publicouse un artigo co nome “El Castillo de Villajuán” por Edo. de Soto-Quiroga, cunha fotografía do castelo feita por Pacheco. O artigo resalta o asedio que tivo lugar no castelo, referíndose ós sublevados como os últimos “Hermandinos” ante as tropas dos Reis Católicos. ARTIGO COMPLETO: “Ante esas ruínas serenas y nobles que muestra el grabado, tuvo lugar el epílogo más glorioso y turbulento de la historia de Galicia. Ante las murallas del castillo de Villajuán, en Villalba, provincia de Lugo, riñóse reciamente, heroicamente, el último combate que tuvieron los Hermandinos y las tropas de los Reyes Católicos. Ahí acabóse, pues, la independencia de Galicia. Y puede decirse, por consiguiente, que bajo estas ruinas del castillo de Villajuán están enterradas nuestras libertades políticas. Sacrificado en el cadalso el masriscal Pedro Pardo de Cela, su yerno y partidario Fernán Arias de Saavedra guareciose y fortificóse en este castillo. Durante todo un largo año resistión en sus dentros las formidables acometidas de los ejércitos unidos de Castilla,que mandaban el gobernador don Diego López de Haro, don Diego de Andrade y don Álvaro González. Durante tan largo sitio, los Hermandinos se defendieron con un heroismo tenaz y épico, pocas veces igualado en la historia. Los proyectiles de los sitiadores iban desmoronando las fortificaciones, y mientras caían poco a poco los lienzos de muralla, crecía también el arrojo espartano de sus hambientos y esforzados defensores. Decíamos antes que el heroísmo de los Hermandinos, en la defensa de este último baluarte suyo, fué pocas veces igualado en la historia, y eso se comprenderá si se piensa que tras de un año de horrenda lucha, cuando los sitiadores rindieron por fin el castillo, solo quedaban vivos tres hombres de los quinientos que con don Fernán Arias de Saavedra se fortificaran en su recinto, y aun el mismo caudillo herido gravemente por una piedra de trabuco. Si las gentes gallegas, demasiado indiferentes para nuestras cosas gloriosas, tuviésemos un concepto más alto y más noble de la grandeza de la historia de Galicia, haríamos de este castillo el símbolo capaz de sintetizar todas nuestras reinvidicaciones. Y eso se hará, sin duda alguna, el día en que la verdadera historia de Galicia se ponga al alcance de todas las inteligencias. El castillo de Villajuán está situado a ocho kilómetros al sur de Villalba, y solo se conservan los restos de la torre del homenaje, la cual presenta muchísimos vestigios del choque de los proyectiles contra los robustísimos muros. En la actualidad el castillo es conocido con el nombre de Caldaloba, que es el del pazo señorial situado en sus inmediaciones. Al final del siglo diez y siete pertenecía el castillo de Villajuán al conde de Fuensaldaña, señor que en 1679 -según reza una carta foral- ponía entre sus títulos el de Señor de la Merindad de Villajuán, uno de los cotos antiguos que forman parte del partido de Villalba. El cronista, allá en su juventud, dado a los estiudios históricos, visitó estas ruínas poseído de una honda emoción, y sentado en lo más alto de los muros ruinosos, pensó que Galicia no hiciera todavía justicia al mariscal Pardo de Cela y a sus heroicos Hermandinos. Han pasado desde entonces muchos años y aun hoy, rectificada nuestra historia, sigue en pié tal injusticia. ¿Es que también finó en Villajuán la dignidad de la raza?”. Edo. de Soto Quiroga
El castillo de Villajuán, según la revista Suevia
Outubro de 2021, por Suso Pena.
TRANSCRICIÓNS  LER MÁIS Transcricións de textos antigos do castelo e da parroquia de Pino. A HISTORIA EN DIAPOSITIVAS LER MÁIS Historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán) en diapositivas. LIÑA HISTÓRICA DO CASTELO LER MÁIS Liña interactiva da historia do castelo de Caldaloba (Vilaxoán)
Historia
Cultura

Pódeche interesar:

HEMEROTECA